sábado, 10 de enero de 2009

Vetusta Morla en la Sala Plateruena de Durango el 9 de enero del 2009



Ayer, a pesar de ser el principio del fin de semana, culminaba unos día llenos de (excelentes) conciertos, siete días perfectos que me han servido para hacer doblete con Vetusta Morla y ver en vivo por primera vez a Depedro y Russian Red (de Tequila, ya lo sabeis, no hablo). Una semana de calma, preludio de la tempestad que se avecina (académicamente hablando, claro). Era la segunda vez que iba a ver a Pucho y compañía en concierto en seis días, pero no por ello no tuve nervios, más bien al contrario. Llegamos a la Sala Plateruena de Durango una hora y media antes de que supuestamente empezara el concierto, entramos corriendo como buenos groupies y cogimos un sitio, esta vez sí, inmejorable. Primera fila, en el centro, como a mí siempre me ha gustado. Una vez dentro nos enteramos de que Dinero, el grupo que precedía a los de Tres Cantos, no iba a tocar. Debido al temporal de nieve que, como les encanta decir en los telediarios, azota la península, uno de los componentes se quedó tirado a la altura de Aranda de Duero y, claro, el comienzo se pospuso una hora, tiempo en el que vimos cómo la sala se iba llenando poco a poco hasta ponerse a reventar. Aparecieron en el escenario bastante puntuales y empezaron, como siempre, con Autocrítica. Eso es lo malo de verles dos veces tan seguidas, todavía tenía fresco el concierto del sábado y era capaz de adivinar el orden de las canciones, aunque, eso sí, anoche hubo sorpresas, y media hora más de duración que en el de Logroño, que no es poco. Siguieron con Rey Sol, y esta vez no estaba en la fila como la semana pasada, esta vez pude saborearla, paladearla y dejarme la voz con ella. Es impresionante cómo ha ido creciendo ésta canción para acabar convirtiéndose en una de mis preferidas. La sala sonaba de lujo, el ambiente era inmejorable y a los vetustos se les veía cómodos, sueltos y con ganas de agradar, más teniendo en cuenta que el concierto se podía seguir en directo desde la página de Eitb (por cierto, si no es mañana, el próximo domingo lo darán por la tele). Cuando empezó a sonar Un día en el mundo fue la confirmación de que han pasado a ser un grupo que cada vez mueve más gente y camina por la famosa tercera vía, ésa que en su día recorrieron Los Piratas; toda la sala comenzó a gritar de emoción y, por supuesto, a cantarla con ellos. Sin tiempo para respirar sonó Copenhague, y yo ya he llegado a un punto en el que me niego a hablar sobre ella; es más que una canción, es una historia, un mundo. De lo mejor que se puede escuchar hoy en día, ni el mejor de los novelistas podría explicar lo que siento cuando escucho a esas gaviotas gritar por encima de mi cabeza y me salpica la lluvia que cae en el canal. Y es que ya sabeis, dejarse llevar suena demasiado bien...

Rey Sol



Copenhague



No había tenido tiempo de secarme la ropa (ni las lágrimas) cuando volvieron a atacar, y es que estos tíos no te dan ni un segundo de respiro... Pasé de estar mojado a convertirme en estatua de sal con Pequeño Desastre Animal, y , tal como hicieron en Logroño, la empalmaron magistralmente con Vida no hay mucha. Estoy enfadado con Copenhague porque, si no fuera por ella, afirmaría sin ningún rubor que Vida no hay mucha es mi preferida del grupo. Cuando la canta, parece que en vez de las guitarras el que está enchufado a la electricidad es Pucho, que se rompe las palmas al frenético ritmo de las cuerdas y las percusiones. Tuvo que venir La marea para llevarse los litros de sudor que quedaron encharcando el suelo después de semejante descarga, con ésa versión más larga que la del disco en la que Pucho juega con sus cuerdas vocales al son de las olas que rompen contra el público. Con Al respirar llegó uno de los momentos más suaves de la noche, las luces apenas alumbraban a Pucho, Gullermo y Juanma, los tres únicos miembros del grupo que la interpretan. A pesar de que la que hacen es una bonita versión, lo cierto es que me gustaría escucharla con los seis miembros entregándose a ella, es una canción que, además, permite muchísimas variaciones y podrían explotar más. Avisó Pucho de que la que continuaba era una canción antigua, y noté como los pies se me despegaban del suelo cuando empezaron a tocar La gravedad, otra de sus mejores canciones, incluída en el EP Mira. La gravedad es una canción que flota, puedes notarla mientras levita por encima de tu cabeza, pero nunca puedes llegar a alcanzarla. Una canción perfecta, una interpretación magistral sin duda...

Vida no hay mucha



La gravedad



Ya con los pies en el suelo, decidieron meterle una marcha más al BMW que es su repertorio y dispararon Valiente, con el principio original para, después de unos segundos de aparente pausa, hacerla estallar con toda la fuerza del mundo. No sé si os lo habrán dicho alguna vez pero, chicos, vuestra osadía queda totalmente disculpada... Siguieron con otra sorpresa, y esta vez rescataron un tema de La cuadratura del círculo, el EP del 2002, Mi habitación favorita, otro tema eléctrico y enérgico como pocos. Acercaron el bidón de gasolina a la parte frontal del escenario para interpretar La cuadratura del círculo, su canción más fuerte y desgarradora sin duda. A cada golpe de Jorge (increíble su buen rollo y el despliegue de sonrisas durante todo el concierto, así da gusto) en el bidón va subiendo la intensidad de la canción, acompañado por las rabiosas guitarras y la impresionante voz de Pucho, para acabar convirtiéndose en todo un tsunami musical...

Valiente



Mi habitación favorita



La cuadratura del círculo



Se volvieron a apagar las luces para dejar a solas a Pucho y Jorge que, mano a mano nos regalaron Iglús, otro tema que no está incluído en Un día en el mundo pero está al nivel de las canciones que la componen sin duda. Estaba claro que el concierto estaba entrando en su fase final, y así lo corroboraron cuando tocaron Año nuevo, una canción que levanta ampollas en el corazón y convierte la sangre en escarcha. Después de soplar las velas del nuevo año llegó uno de los mejores momentos de la noche; las guitarras empezaron a relampaguear y Pucho se arrancó con un tema en inglés que me resultaba extrañamente familiar pero todavía no he llegado a identificar, así que la he titulado, hasta que me saqueis de la duda, Take it easy. Pero la sorpresa no era sólo la canción, ya que, de repente emergió del público un tío poseído por el rock cubata en mano. En un primer momento pensé que era un espontáneo, hasta que Pucho le cedió el micrófono y ví que no, sabía lo que hacía. Con una potente voz y unos movimientos de estrella de rock que ya quisiera para sí Enrique Búnbury, levantó al público un poco más si se podía. Era uno de los miembros de Dinero, el grupo que no pudo tocar, y la verdad, después de verle, me quedé con ganas de haberlos visto en directo, tenía muy buena pinta...

Iglús



Año nuevo



Take it easy



Cuando Pucho empuñó la maraca como una pistola sabía que lo que tocaba era Sálvese quien pueda, y para terminar, de postre, como siempre, Saharabbey Road, con el público en volandas. La verdad es que o Pucho no se explicó bien o el público no lo entendió, pero la verdad es que el lo lololololo y lalalalalala sonaron más desacompasados que nunca... ;)
Y de esta manera el concierto tocó a su fin después de una hora y media, un tiempo más que decente para un grupo que (que nadie lo olvide) sólo ha publicado un disco. Se pueden ir tranquilos de Euskadi porque dejaron su sello, y bien marcado además. Son uno de los grupos que mejor suenan en directo y me lo han demostrado en los tres conciertos en los que les he visto. Nada de lo que les está sucediendo es casualidad o suerte, es el resultado de su entrega y perseverancia, de haber sabido esperar su momento durante más de nueve años. En mi opinión toda recompensa que les llegue es poca. Es cierto que me da un poco de rabia el hecho de que se agoten las entradas y que llenen las salas. Sí, es egoísta por mi parte, pero en el de ayer, como en todos los conciertos, hay gente que no sabe comportarse. Vetusta Morla arrastra todo tipo de público, incluídos los que, más que en un concierto, deberían estar en un bar, o en la cama reposándola. Ayer me tocó a mi uno de esos tipos al lado, pero otro día os tocará a vosotros. Sufrí pisotones, empujones, derrames de alcohol y cigarros en mi cara, y puedo aseguraros que de no estar uno de mis grupos favoritos tocando en directo a menos de cuatro metros de mí, me habría acabado enfadando muchísimo más, muchísimo.
Después de haber asistido a tres de sus conciertos podría decir que lo he visto todo, que necesito un tiempo de reposo, pero para nada, necesito verlos muy pronto. De hecho, en el largo viaje de vuelta a casa (dos horas y media, cosas de la nieve), llegamos a escuchar tres veces seguidas Un día en el mundo casi inconscientemente, disfrutando una a una de las canciones que, todavía, teníamos retumbando en nuestros oídos. Un concierto en toda regla, sí señor...

Saharabbey Road









17 comentarios:

Anónimo dijo...

TXUS: EIHH, MIKEL, pues si tio estube alli, todavia flotando un poko... Peadazo concierto, q has descrito perfectamente, desde mi zona, primera fila algo mas dcha, la gente mu bien, aunq se veia por ahi algundesfasado... Nada tio, he colgado algo en el fbook (pasate), lo q pude con el movil, pero igual te robo algun video, ok? ya te contaras..
Nos veremos en alguno de SuperSubmarina por Euskadi, aparecen en R3 para q la gente los conozca mejor, por si quieres comentar algo...ya se, soy un pesao con supersubmarina http://www.rtve.es/radio/20090105/conoce-energia-musical-supersubmarina/215926.shtml
un saludo, otra vez peazo blog..

Fer_A_O dijo...

Muy buena crónica, la verdad es que es de los mejores directos que se pueden disfrutar hoy en España.

La canción a la que te refieres como "take it easy" creo que es una version de los Beatles que se titula "Everybody's got something to hyde except for me and my monkey" publicada en el Album Blanco.
Salu2.

jmgil dijo...

Y yo sigo sin verlos en directo :(

Y tu sigues dando más y más envidia :)

Mikel dijo...

Ey Txus!
Pues sí, fue un conciertazo en toda regla, tengo ganas de verlo por televisión!
No eres pesado con Supersubmarina, mola que te pases y comentes lo que quieras!
Ah! Al Facebook le doy poca caña, yo soy más de Tuenti! ;)
Un abrazo!

Fer, muchísimas gracias tío, efectivamente es la canción que dices de los Beatles, normal que me resultara familiar...

jmgil, todo tiene su momento! ;)
Además, lo bueno se hace esperar, no? O eso dicen vaya...

Un abrazo!

Anónimo dijo...

gran conciertazo! y copenhage... qué decir de esa canción...

se me ha quitado la espinita que tenía por habérmelos perdido en el Sonorama.

Mikel dijo...

Pues sí Anónimo, fue un conciertazo de la ostia! ;)
Yo todavía tengo la espina bien clavada de no haber podido ir al Sonorama!
Saludos!

glasarit dijo...

Crónica completa, sí señor! :)
Muy buena, por cierto.

Qué decir del concierto... inmejorable! ;) Creo que es unánime

Un saludo
Sara

Elena dijo...

Me ha encantado tu crónica! No le falta un detalle!!
Muchas gracias!
Sólo encontré un despiste: la canción Iglus son Pucho y Guille (y no Jorge)quienes la interpretan. jeje soy una tikismikis!

Anónimo dijo...

Muy buen comentario del concierto, yo tambien estuve alli y fue increible, no esperaba que sonaran tan bien, por algo se les ha nombrado como la revelacion de 2008, y el viernes pudimos comprobar el porque.

Por cierto, si es verdad que emiten el concierto por ETB, si alguien se entera el dia y la hora escribid aqui y dad cuenta de ello por favor. Seguro q a mi se me olvida y estaria genial volver a ver el directo por television.

Muchas gracias.
Y repito, gran critica/comentario del concierto Mikel.

Lupín dijo...

eh¡ al final si que fuiste ;)
Merece la pena no estudiar si es por ir a un concierto de Vetusta.
Saludos.

Anónimo dijo...

TXUS: k tal Mikel, la gente esta mu interesda en verlo, yo tb claro. Parece va a ser este proximo domingo, por ETB3, canal Tdt dedicado a niños y jovenes, a las 22:00 por ahora, ya veremos...
bueno jefe, por si tienes un rato, video Valiente y se puede ver a la gente botando a tope...
Un Saludo

Mikel dijo...

Aupa Glasarit! Pues sí, es unánime, a ver quién se atreve a decir que fue un mal concierto! ;)

muchas gracias Elena, y no eres tikismikis, las cosas como son! La verdad es que me cuesta horrores saber quién es Guille y quién Jorge...se me parecen! ;)

Anónimo, muchas gracias por tus palabras! Sí, estaría bien que si alguien se entera de cuando loe chan fijo lo ponga por aquí si se pasa. Además, aquí en el piso no tenemos tdt y me lo voy a perder!

Sí Lupín, sí que fui, pillé las entradas justo antes de acabarse. No te preocupes, para mí cualquier excusa es buena con tal de no dar ni golpe, hasta un concierto de Bustamante! ;)

Txus, gracias por la información, tú siempre al pie del cañón! Al final te tendré que pedir que me lo grabes por favor, porque además no sé por qué me da que voy a salir bastante, por mi altura y la zona donde estaba...Mañana me paso por el Facebook y te comento, que hoy ya va siendo hora de sobar!

Saludos, besos y abrazos para todos!
;)

glasarit dijo...

Por cierto!
Me he vuelto medio loca para saber exactamente el título de la canción de los Beatles que tocaron (la que tienes puesta como 'Take it Easy'?)

: The Beatles - Everybody's Got Something to Hide Except for me and my Monkey

(anda que no es largo ni na el título)
Simplemente por si querías saber! :)

Saludossss, me pasaré por aquí más a menudo

glasarit dijo...

Y también, como no he lei todos los comentarios, no me había dado cuenta de que ya te lo habían dicho

D'ohhh!!!
Sorry
:)

Mikel dijo...

Ey!
Sí, ya la había encontrado, gracias de todos modos! ;)
A ver si lo cambio...
Nos vermos entonces, saludos!

H dijo...

Pedazo crónica Mikel, con todo esto te mereces algo más que una firma de puzzle, que te dediquen una canción por lo menos!!

Muy buenos los Vetustos, Directo impresionante!!

Gracias por la crónica
Agur
;)
H

Mikel dijo...

H, gracias a tí por perder tu tiempo en leerla ;)
Yo, con que sigan pasándose por aquí a hacer conciertos, encantadísimo de la vida!
Un abrazo!