lunes, 14 de abril de 2008

"Flores y Piedras", Quique González

Decía que con la canción de los Smiths apenas conseguía mojarme los labios, y decir esto me ha llevado irremediablemente hasta Quique González, una vez más. ¿Por qué?. Muy sencillo; hay una canción de Quique que contiene una de las frases que más me hayan gustado jamás. Una unión de palabras que se quedó grabada en mi memoria para siempre y que, seguro, nunca voy a olvidar. "Piensa en mí; tal vez necesite tu amor para mojarme los labios". Siento una enorme envidia, porque desearía que estas palabras hubieran salido de mi imaginación, porque en el corazón ya las tenía antes de escucharlas, mucho antes. Si por algo me gusta Quique es porque, como yo nunca seré un músico ni alguien capaz de crear ésas imágenes, sé que él está ahí para expresar todo lo que siento. Porque, muchas veces, él sabe mejor que yo lo que siento, y necesito escuchar una canción suya para entender lo que me pasa.
Es ésta una canción melancólica, no apta para quien eche de menos a alguien que no vaya a volver. Escuchar Piedras y Flores puede partirte el corazón si te agarras a su mano y te dejas llevar. Puede, incluso, hacer que eches de menos aquello que no está ni tan lejos ni tan perdido, te lleva a preguntarte qué estará haciendo ahora y dónde parará, y, sobre todo, si , aunque sea por tan sólo un momento, pensará en tí. Yo, seguro, necesitaré mojarme los labios.

2 comentarios:

j_mgil dijo...

Hola Mikel.
Yo no podría haber explicado mejor lo que significa esta canción...

Mikel dijo...

Gracias! Es que es una canción que hace que te asalten mil imágenes a a vez, es lo que tiene Don Enrique...
Saludos!