martes, 2 de junio de 2009

"La siesta de los perros", Fabián


Siempre he pensado que hay dos tipos de discos; por un lado están los que podrían ser denominados fugaces. Álbumes que irrumpen en tu vida con violencia, pasas una temporada escuchándolos a más no poder y, cuando pasa el tiempo, miras hacia atrás y te das cuenta de que te has quedado con unas cuantas canciones, y otras han pasado a ser totalmente intrascendentes e imprescindibles. En el otro extremo están los que pasan a ser parte de tu vida desde el mismo momento en el que lo escuchas por primera vez, discos que sabes que seguirás escuchando dentro de años, de principio a fin. A estos discos no les sobra ni les falta nada, y son indivisibles, ininteligibles si no son escuchados al completo. Esto es lo que me sucede a mi con Adiós, tormenta, el nuevo disco del leonés Fabián, para mí el mejor del año hasta ahora, y apostaría a que en diciembre seguiré manteniendo mi opinión. Once canciones escritas con el alma, que me transportan a un universo en el que a veces me siento extraño, como si estuviera entrando en la casa de un desconocido sin permiso y rebuscara en los cajones. Sus canciones son tan íntimas y arrastran tantos kilos de emociones a sus espaldas, que no puedo escucharlo sin emocionarme, sin sentir que estoy ante uno de los discos que más me han marcado en los últimos años. Su voz, y ese universo sonoro en el que flotan sus canciones han convertido a Fabián en un artista incomparable, alguien que, sin ser pionero en su género, hace una música que sólo está a su alcance. Hoy os voy a dejar con La siesta de los perros, uno de los mejores temas de un disco que no debería faltar en vuestras vidas...

Aquí no tendrás respuestas,
aquí no tendrás perdón;
terminarás por llevarlo a cuestas,
terminarás por llevarlo amor...


10 comentarios:

Nathaniel dijo...

Bufff... Estoy rayándome con Fabi, lo escucho todos los putos días... ¡Qué bueno es coño! Tengo debilidad por La siesta de los perros, pero más aún por Lugares, una de las que más me 'chocó' de entrada, pero que ahora, casi podría decir que es mi favorita. Vaya pedazo metáforas!: 'es tiempo de jinetes entre las sábanas, que firma treguas en las fronteras de los dos...' Me remueve por dentro tremendamente. Un abrazo socio!

P.D.: Cuánto tiempo llevaba sin comentarte nada. Estaba perdiendo las viejas/buenas costumbres ;)

Mikel dijo...

Ya ves Nathaniel, se te echaba de menos por aquí, pensaba que me odiabas! ;)
La verdad es que es un disco impresionante, imprescindible. Yo no sé con cuál me quedaría, lo pasaría fatal si tuviera que elegir.
Un abrazo tron! ;)

Marta dijo...

Adoro la música de Fabián, y el último disco es genial, me encanta. Te quería preguntar, ¿Donde lo has comprado? lo he buscado por las tiendas de bilbao donde es más probable que lo tengan pero nada....ni les suena, me parece raro porque con el 1º no tuve ningún problema en encontrarlo, y me gustaría tener este original...si no, me tocará comprarlo en León este verano...o en algún concierto (que ya tengo ganas), aunque eso lo veo aun menos probable que lo de lo vendan aqui el cd....
Un saludo!!

Mikel dijo...

Hola Marta;
Pues lo cierto es que tengo la suerte de tener un buen amigo que fue al primer concierto donde lo empezó a vender, antes de que lo distribuyeran (¡dedicado y todo!). El primero lo encontré en la Fnac, lo que no sé es si lo podrás encargar, prueba a ver. Si no, ya sabes, siempre queda pedirlo por internet, y si eres tan afortunada de ver un concierto suyo, pues más fácil! ;)
Sí, ya sé que no te he solucionado nada, lo siento!
Gracias por pasarte!

illeR dijo...

Hoy he recogido mi disco. Tiene una única pega. El libreto : (

Mikel dijo...

Hola Iller!
Pues sí, el libreto es discretito pero, bueno, lo que cuenta es lo que encierra, ¿no? ;)
Un besote!

Anónimo dijo...

es jodido sentirse identificado con canciones tristes. y no poder escucharlas porque sabes que te vas a venir abajo. si yo fuera el autor de esas canciones, estaria orgulloso de causar esa sensacion. un saludo, mikel.

Mikel dijo...

Hola Anónimo!
LA verdad es que durante toda mi vida, siempre me acabo identificando con canciones tristes, y eso que no paso el día llorando eh? ;)
No sé, siempre me han gustado más.
Un abrazo, y gracias por pasarte.

Miguelton dijo...

Gracias, gracias por el horizonte, colega. Si no fuera de esta manera, a ver cómo carajo iba uno a descubrir nada. Qué hermosura de canción, qué gusto saber que hay vida en otro sitio, qué bien que me hagan favores sin pedirlos siquiera :)

Un abrazo, jefe

Mikel dijo...

Ey Miguelton!

Y qué bueno que haya gente que se pare a apreciar que la música no es sólo lo que nos venden las radios y las televisiones.

Aprovechando que esta es una entrada antigua, me confieso; Fabián es el mejor, y punto. Y quien no esté de acuerdo, que le pegue una "orejada" a cualquiera de sus dos discos.

Y, cuidado, el tercero está al caer.

Un abrazo!